#b-navbar {visibility:hidden;} BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

IV. Libros o textos más importantes

-Muhammad: Biografía y revelaciones
Antes del nacimiento del profeta Muhammad, Arabia se encontraba dividida por dos grandes imperios en las que reinaba el cristiano bizantino y el zoroastriano persa, ambas se encontraban bajo la sombras de continuas guerras, por lo que de esto se formaban constantes alianzas y conflictos que afectaban directamente a sus habitantes. Sin embargo, La Meca es y sigue siendo un importante sitio de adoración, ya que aquí yace el Kaaba, el primer lugar establecido para que la humanidad adore a su único Dios.
Pero no fue en el año 570 D.C. que el Profeta Muhammad, nació en la Meca, una ciudad de la actual Arabia Saudita y como era la costumbre enviar a los hijos al desierto para ser amamantados por una niñera y pasar su niñez en una tribu beduina, ocupándose de las ovejas tan pronto como fue capaz de caminar, aprendiendo los secretos del desierto, a medida que iba creciendo tras la muerte de sus padres se fue al cuidado de sus abuelos con los que trabajo en el comercio y el pastoreo en la cuidad de Meca. A la edad de veinticinco años Muhammad contrajo matrimonio con la dos veces viuda Jadiya heredera de una gran fortuna 25 años mayor y con la que tuvo 6 hijos, ahora Muhammad es un respetable dentro de su clan y generosidad, así y todo su espíritu no estaba conforme.
Los mecanos decían descender de Abraham, y su templo, la Kaaba, había sido construido por Abraham para la adoración del Único Dios. Pero los objetos de adoración llegaron a ser un gran número de ídolos situados en su particular, representaciones esculturales de deidades que creían hijas de Dios que funcionaban como intermediarias. Tales buscadores de la verdad eran conocidos como Hunafaa, una palabra que significaba originariamente “aquellos que se apartaban” de la adoración de ídolos. Estos Hunafaa no formaban una comunidad, sino que buscaban la verdad a través de la luz de sus propias consciencias. Muhammad pertenecía a ellos.
Fue durante ese tiempo en que Muhammad comenzó a tener premoniciones y la creciente necesidad de encontrarse en soledad en que llegó una noche en el sagrado mes de Ramadán, la noche conocida por los musulmanes como Lailat-ul-Qadr, la ‘Noche del Designio Divino’. El Profeta Muhammad se encontraba, entonces fue sorprendido por el Ángel de la Revelación, Gabriel. Recibió una sola orden: ¡Lee! Dijo: ‘¡No puedo leer!’ pero le volvió a ordenar dos veces más. Finalmente, el ángel lo abrazó con fuerza y cuando lo soltó, le reveló la primera ‘recitación’ del Corán: ¡Lee! ¡Oh, Muhammad! En el nombre de tu Señor, Quien creó todas las cosas. Creó al hombre de un cigoto. ¡Lee! Que tu Señor es el más Generoso. Enseñó la escritura con el cálamo. Y le enseñó al hombre lo que este no sabía.” (Corán 96:1-5).
El Profeta continúo recibiendo revelaciones por el resto de su vida, memorizándolas y haciendo que sus compañeros las escriban en piezas de piel de cordero y lo que tuviesen a disposición. Así fue como nació el Sagrado libro del Corán.

Un destacado en Youtube.